Los aceites faciales naturales cada vez están más presentes en nuestras rutinas de cuidado diario. Son muchos los beneficios de usar un aceite facial. Evitan la deshidratación, son muy regenerantes, aportan luminosidad y, a las propiedades cosméticas, se unen las emocionales debido al uso de aceites esenciales. Existen aceites naturales adecuados para todos los tipos de pieles. Si tu piel es de tendencia grasa, elige un aceite natural que  equilibre la secreción sebacea. Si tu piel es seca, elige un aceite natural que le aporte la nutrición y la vida que tu piel tanto necesita. Si tu piel está envejecida, regálale un aceite adecuado y nota la diferencia.    

Mostrando todos los resultados (10)