Olea Europaea Fruit Oil
El aceite de oliva es el resultado del prensado de la aceituna, de sus semillas o de ambos.
Tiene una larga tradición como aceite portador, como base para ungüentos y es ideal como aceite de masaje.
En la medicina popular, se utiliza como antiinflamatorio y para mejorar la circulación sanguínea.
Penetra muy lentamente en la capa córnea de la piel y actúa allí especialmente como demulcente, por lo que es un ingrediente perfecto para tratar la piel áspera y escamosa.
Sus ácidos grasos protegen la piel, la hidratan y la regeneran dejándola suave.